explora

En la Tierra

A veces sucede algo que no es habitual ni en el lugar donde lo hace, ni es, seguro, el momento. Lo cierto es que en la inmensa mayoría de los casos aparece como luz en la penumbra. Hemos aprendido a ser inquietos, a fijarnos en lo que sucede a nuestro alrededor y también, con el tiempo, a disfrutar enseñando eso que vimos aquel día, aquello inusual, eso a lo que fuimos de los pocos que le prestamos atención.

Nos vamos a Jerez, al Marco de Jerez y más allá. Estamos entrando en una atmósfera en la que el calor es diferente y el frío también. Las sensaciones térmicas que mucho tienen que ver con lo que los ojos perciben, se sienten, pesan, se pueden tocar, abrazar.

No es fácil elevar la vista sin que aparezca lo nuevo. Predisponerse para algo singular. Crear enormes paisajes, anchos llanos con tan solo elevar la vista. Caminar también es preciso. Andar entre viñedos, andar con la gente y hablar bien de cerca con las personas que hacen posible esto a lo que llamamos vino de Jerez, pero que es mucho más.

La tierra y la gente, la uva. Una forma invariable de tratar una sola variedad. Es así en Ximénez Spínola. Una casa refundada y orgullosa de su trabajo, de su historia, de su calor y de su frío. Una bodega comprometida con el paisaje, con la gente y con un estilo de hacer único en toda la extensión del término “único”.

Sobre la viña se aprende a jugar de pequeño. Se explotan los granos. Revientan y nosotros, los niños de ahora somos únicos viendo como de la uva brota un líquido dulce como la miel, fresco y dulce. Ximénez Spínola es respeto a la tradición, al método, a lo ancestral, pero también anda buscando siempre el alma de niño. Esa que hace querer ir siempre un poco más allá.

En la tierra, en esta tierra, con esta sensación de haber estado ya antes, de paz, de querer estar un poco más. En este lugar donde abrir los brazos entre las vides y dejar que las hojas rocen suaves por la piel es donde queremos que permanezcáis antes de abrir los ojos unos instantes más.

Clima, orientación y suelos de albariza resquebrajados. La plenitud de saber aprovechar el agua de la lluvia. Algo diferencial.

En La tierra

Jerez

MAPA XIMÉNEZ

Aquí se rinde homenaje a la historia a lo bien hecho antaño, a los mayores y a quienes derramaron sudor en estas tierras y en esta bodega. Aquí anda José Antonio Zarzana y su equipo, ocupados en conservar el espíritu de la Pedro Ximénez y hacerlo imperecedero.