Guitarra y aire. Lo que desriben estas cuatro palabras debería ser asignatura obligada. Y, claro, debería serlo también dejarse llevar cuando la sinergia lo pide. Por ende, también declaro estado obligatorio vivir en la alabanza de las bondades del mundo del vino. Y, como no, vivirlo al nivel que nosotros y vosotros sabemos hacer.

Río Viré Sse deja arrastrar por la raíz más íntima, la más iterior. La que anda sin tapujos, pero sin miedo, natural, fresco, fluyendo y dejándose arrastrar por la tierra. Fluir con las raíces que son las que nos agarran, las que impiden que nos caigamos más veces y permiten que levantarse cada día cueste menos.

Vinos, Guitarra y más. Río Viré debería ser asignatura obligada. Y, claro, debería serlo también dejarse llevar cuando la sinergia lo pide.

Vinos, Guitarra y Aire nos ha hecho recordar que no es un problema crear pequeñas cosas ni pequeños mundo porque creemos en ellos. Y quien cree somos nosotros y vosotros, este universo de Gente Diligente en un Etnológico Mundo de Radio.

Creemos que mil mundos pequeños elevan a los grandes palacios de la amistad. Los granos de arena diminutos que giran con el viento dando forma a la enorme montaña del vino y la verdad.

Música, vino y, sobre todo, y muy por encima de cualquier otra cosa, naturaleza fluyendo de forma bestial. Un encanto para agarrarlo fuerte y disfrutar.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.